Seleccionar página
Comparte este post ...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Has crecido viendo películas de Disney y cuando te has hecho mayor las has cambiado por las comedias románticas de Hollywood que siguen idealizando del felices para siempre, del amor a primera vista o del principe azul que te va a cambiar la vida.

Y aquí tienes algunas de las ideas erróneas que las películas de Hollywood y Disney te hacen creer:

1-. «La Cenicienta» o «La Sirenita» que son las mujeres de las que se enamora un principe que apenas las conoce y con las que no han cruzado o ninguna o cuatro frases. Te enseña que debes creer en el amor a primera vista y en los cuentos de hadas.

2-.«Pretty Woman» en la que se idealiza la situación que vive Julia Roberts , una prostituta, que un día es contratada por un clientes que resulta ser un rico y guapo hombre de negocios que después de unos días de dudas la saca de la calle para llevarla a una vida de ensueño. Te enseña que necesitas que un principe azul te salve.

3-.«El diario de Bridget Jones», película en la que Bridget reduce su vida a adelgazar y a tener pareja para ser feliz porque se le va a pasar el arroz muy pronto. Te enseña que debes cambiar físicamente para gustar, que ser soltera es malo y que tener pareja te arregla la vida.

4-.«Guerra de novias» en la que dos amigas obsesionadas desde siempre con su boda rompen una una amistad de más de 20 años por querer celebrar el mismo día y en el mismo sitio sus bodas. Te enseña que debes vivir por y para casarte, que el único fin de tu existencia es que tu pareja te pida matrimonio y si puede ser antes que a tus amigas.

5-.«Sexo en NY» con una Carrie que se enamora de Mr. Big un hombre que nunca está seguro de su relación con ella, que la vuelve loca con sus idas y venidas, pero que ella consigue «cambiar» después de años y de hasta una plantada en el altar. Te enseña que se debe sufrir por amor y esperar, ya que al final vale la pena.

Y después de ver este tipo de películas por millonésima vez te crees de verdad que tu principe azul va a llegar, que será tu media naranja y que hará de tu mundo un lugar feliz.

Y es que todas estas películas te hacen crearte unas expectativas muy poco realistas de cómo crees que va a ser tu vida amorosa.

Algunas expectativas que creas acerca de tu pareja :

  • No me gusta esto pero ya cambiará
  • Me ha prometido amor eterno y seremos felices para siempre
  • Nunca me engañará ni me hará daño
  • Si tengo pareja ya no me sentiré desdichada
  • Y muchísimas más…

Entonces llega el día en el que te das cuenta de que la vida que habías imaginado no se ha corresponde con la realidad y le echas las culpas de esta situación a tu pareja, porque crees que te ha traicionado, porque ha cambiado, porque debería ser de una manera y es de otra, porque debería tratarte de otra forma, porque a estas alturas la relación te la imaginabas de otra manera…

Pero quien se ha metido en la relación con una idea preconcebida de cómo debían ser las cosas has sido tú y encima has creído que esa persona iba a cambiar o que iba a mantener una promesa toda la vida.

Sólo deberíamos creer en las cosas que tenemos delante de nuestros ojos, no en las promesas o las cosas que nos imaginamos o hemos planeado para el futuro. Disfruta del presente, de la relación tal como es, de tu pareja tal como es, ya que es lo único que sabes que es verdad. El futuro ya llegará.

Quizás un final como este no vende tanto como: «y fueron felices y comieron perdices».

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Comparte este post ...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email